Cine WeComeAsFriends_06

Published on noviembre 28th, 2015 | by victor lovicz

0

Hubert Sauper en el festival de cine L’alternativa

Este año el festival de cine L’Alternativa, que se celebra en Barcelona en el entorno del CCCB-Centre de Cultura Contemporània de Catalunya, ha acogido una retrospectiva al cine de Hubert Sauper, uno de los documentalistas intelectuales más llamativos de los últimos años. El trabajo del director austriaco se inscribe en una tendencia del documental de creación que aboga por una forma personal, no normativa, desde la realización, manteniendo intacto el compromiso social. La Pesadilla de Darwin, fue el trabajo que puso el foco sobre él tras su estreno en 2008 al tratar una compleja red de contrabando y armas e interesas en Tanzania. El festival L’Alternativa ha presentado la pasada semana su segundo largometraje, We Come As Friends, que trata problemas sociales en Sudan del Norte.

Cómo él mismo afirmaba en la masterclass que impartió el pasado 20 de Noviembre, y a la que 100grados tuvo la fortuna de asistir, la creatividad de sus trabajos documentales se define desde la forma, no desde el contenido. La experimentación a través de la imagen descontextualizada camina en el sentido de una defensa por la interpretación que rechaza un tratamiento de la información, común en los documentales tradicionales, en el que el narrador impone sobre el espectador un punto de vista. Para él, la riqueza del cine no reside en la arquitectura sin fisuras de una historia sino más bien en una celebración de la experiencia colectiva que supone visionar una película en una sala y que producirá diferentes interpretaciones. No es casualidad por tanto que Sauper sea operador de cámara, además de director, guionista y productor de sus películas, utilizando principalmente una estética de cámara al hombro que transmita veracidad. No le gusta que la cámara no se perciba, que se mantenga oculta cómo su fuera la mirada de algún ser omnipresente.

Los temas que trata suelen ser muy específicos, y siempre relacionados con el proceso de descolonización del continente africano. Esto llevó a uno de los asistentes, durante la ronda de preguntas, a plantearle al realizador austríaco si sus películas no suponían de alguna manera otra forma de colonización en el sentido en el que la imágenes de estas sociedades pobres podrían ser consideradas como una especie de materia prima que, si entendí bien la pregunta, son procesadas en la sala de montaje para ser consumidas por un público intelectual. La pregunta fue muy acertada, y permitió al documentalista explicar que la respuesta era al mismo tiempo sí y no. Si bien era imposible que él y su equipo se sintiesen como en casa al llegar a estos países para tratarlo desde un punto de vista interno, sí que existía una predisposición a plantear el problema de forma directa y punzante, sin la complacencia propia de los documentales al uso que en su mayoría plantean parte de la solución al transmitir una idea de esperanza que resta inevitablemente responsabilidad al espectador. Algo así como, “bueno, consuela que haya gente comprometido que se esté ocupando de resolver las injusticias de esta pobre gente”. Sauper pretende que las imágenes transmitan un compromiso universal, una suerte de estímulo en el que se produzca cierto intercambio entre la interpretación y los principios del espectador y el problema objetivo que plantea el film. Nos alegramos mucho de esta pregunta pues puso al intelectual contra las cuerdas, lo que le obligó a defender su trabajo, y esto resultó muy interesante.

Tags:


About the Author



Deja un comentario

Back to Top ↑
  • Sociales




  • 100GRADOS PAPEL

  • Posts más vistos!